Anita Matamoros vuelve a pasar por quirófano para hacerse un retoque estético

Anita Matamoros está en el punto de mira por la polémica que la rodea por su padre Kiko Matamoros.

 

La joven no ha querido pronunciarse al respecto y continuar su vida normal como influencer a través de las redes sociales.

 

Anita contó a sus seguidores que el pasado martes fue a una clínica porque desea borrarse las cicatrices resultantes tras la fallida operación de pecho que se realizó a principios de verano.

 

Como ya ha pasado el verano y la hija de Makoke ya se encuentra de nuevo en Madrid afincada, quiere aprovechar y comenzar con este retoque para borrar las cicatrices el máximo posible, incluso no llegando a notarse.

 

Anita se operó el pasado julio de una mastopexia, y salió muy contenta de la operación, pero a los pocos días, tuvo que volver a operarse por una infección en una de las prótesis que su cuerpo había rechazado. Su médico tomó la determinación de extraerle ambas prótesis como prevención, pero Anita continuó feliz a pesar de estar, estéticamente, como al principio.

 

A la hija de Matamoros le encanta hacerse cambios de look, lo último ha sido hacerse unas mechas rosa pastel y cortarse un trozo de pelo, como ha compartido en su cuenta de la red social Instagram.

View this post on Instagram

Cupcake de fresa🍓💕 🤪 – @lorenamorlotemultiespacio

A post shared by ANITA (@_anitamatamoros) on

Comparte:

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies