Toñi Moreno se sincera sobre el duro camino que recorrió para convertirse en madre

La presentadora Toñi Moreno acudió la pasada noche al plató de “Sábado Deluxe” para hablar de su recién estrenado libro y del complicado camino que ha tenido que recorrer para cumplir su sueño de ser madre.

 

Toñi Moreno ha publicado un libro llamado “Madre después de los 40. La verdad del cuento”, donde ha querido compartir su experiencia para convertirse en madre y el cambio de vida al que se ha tenido que someter.

 

Hace unos diez meses nacía Lola, la hija de Toñi Moreno y aunque es la mayor felicidad de su vida, la cara b de la historia es el cambio que ha realizado en su vida donde ya no es una, son dos.

 

Primero, comenzó hablando de que sufrió depresión postparto, ya que sólo tenía ganas de llorar y su cuerpo era un cóctel de hormonas, sobre todo la primera semana, pero que su ginecóloga la fue guiando y le explicó que era algo que sufrían muchas mujeres, por lo que, al dormir y recuperar poco a poco la estabilidad, se fue recuperando.

 

La presentadora ha confesado que en otras ocasiones le obsesionaba el ser madre, y no conseguía quedarse en estado, incluso sufrió algún que otro aborto, algo normal en mujeres que intentan ser madres.

 

Luego contó que, ya más tranquila y con su ritmo de vida normal, decidió intentarlo una última vez, por si se quedaba embarazada y si no, pues lo dejaría estar, y ahí fue cuando llegó Lola a su vida.

 

Toñi Moreno, después de toda esta experiencia, no volvería a ser madre, con Lola ya se siente completa. Además, cuenta que tuvo un embarazo muy malo y que su cuerpo, con 46 años y sin musculatura, lo pasó peor con este cambio tan grande, pero ella considera que le compensa todo esto al ver a su hija.

Comparte: