Kiko Rivera de cobrar la ayuda para autonomos a comprarse un mercedes de 100.000 euros

El hijo de Isabel Pantoja se ha comprado un coche de 100.000 euros a pesar de sus «problemas económicos».

Kiko Rivera comunico que debido a la pandemia del coronavirus no había podido ejercer su trabajo como DJ y por consiguiente obtener ingresos,  lo que le ha supuesto unos grabes problemas económicos, ya que el hijo de la tonadillera sigue arrastando deudas con Hacienda.

Gracias a que el Gobierno puso en marcha un paquete de ayudas para los autónomos afectados por la pandemia, Kiko cobraba 700 euros de prestación.

Solo estoy ingresando 700 euros al mes, vivo de lo que me da el Estado

Estas palabras fueron con las que anunciaba KIko si situación financiera en el mes de abril del año pasado, cuando la situación laboral empeoró en España y casi se llegó a los 4 millones de trabajadores en ERTE.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Kiko Rivera (@riverakiko)

La televisión su salvadora.

Una vez más la televisión, más concretamente Mediaset, ha sido quien habría salvado los muebles a un «Pantoja». Al igual que su madre, cuando accedió a participar en Supervivientes a cambio de una gran suma de dinero para resolver sus problemas económicos, su hijo kiko acudió a los platós de Sálvame para contar como le ha ido afectando esta situación y finalmente desvelar lo que ha provocado una ruptura entre madre e hijo, el caso «Cantora».

Gracias al revuelo que causó la posibilidad de que Isabel Pantoja habría engañado a sus hijos sobre la herencia que les dejo su padre, Paquirrín, A kiko le salieron más entrevistas, lo que significó llenarse los bolsillos.

Parece que ha superado su situación financiera.

Sus pasos por el plató de Sálvame parece que le han servido para paliar esta difícil situación, incluso para iniciar un nuevo proyecto como streamer en la plataforma Twitch, donde suele realizar entrevistas a personajes famosos.

Ahora con un panorama más «estable» ha decidido comprarse un coche de alta gama, concretamente un Mercedes AMG clase C63 Coupé, un cochazo valorado en 100.000 euros.

Así es el mercedes que se ha comprado Kiko Rivera / Mercedes-Benz

 

 

 

 

Comparte: