Marina, indignada porque Jesús no le ha pedido una hoguera de confrontación

Marina llegó a “La isla de las tentaciones 3” pisando fuerte, y es que la joven, a los pocos días, acabó sucumbiendo a los encantos del tentador Isaac.

 

Poco a poco se ha ido sincerando con sus compañeras y ha dado por perdida su relación con Jesús, que a su vez ha ido afianzando su relación con la tentadora Stefany.

 

Durante las hogueras, Marina se ha mostrado distante con las imágenes de su pareja, aunque algo indignada, pero su expresión mostraba felicidad más que dolor.

 

El cambio repentino de Marina

Tras los últimos acontecimientos, en los que Diego ha pedido una hoguera de confrontación con su novia Lola, Marina ha sentido el deseo de que Jesús lo hiciera por ella.

 

En una conversación con Lucía, Marina ha confesado que le gustaría que Jesús le pidiera una hoguera de confrontación y poder hablar con él.

 

Marina considera que si Jesús no pide esta hoguera de confrontación con ella después de ver todo lo que ella está haciendo con Isaac, es porque no siente nada, es una actitud bastante fría.

 

La andaluza tiene la duda de que si, en estos cinco años de relación, Jesús la ha llegado a querer o no, o realmente está sintiendo algo por Stefany.

 

Siento que me ha engañado durante cinco años, creo que cuando me vea en la hoguera final se me va a derrumbar

 

Marina e Isaac continúan juntos tras el reality

Aunque por un acuerdo con la cadena, los jóvenes no pueden desvelar nada sobre sus relaciones actuales, algún que otro desliz por parte de ellos hacen sospechar sobre su futuro en el reality.

 

Marina ha compartido en sus redes sociales una fotografía mientras que Isaac ha compartido una fotografía similar en el mismo momento, por lo que todo apunta a que los jóvenes siguen juntos meses después de la grabación del programa.

 

Aunque todavía faltan muchos detalles sobre las andanzas de ambos en “La isla de las tentaciones”, sobre todo ahora que se ve que Isaac se acerca de manera cómplice a Lucía, todo apunta que la relación de Marina y El Lobo acaba en buen puerto.

Comparte: